Confiar en la vida ¿Por qué es imprescindible?

Confiar en la vida ¿Por qué es imprescindible?

Hace poco leí un cuento de G. Papini “El reloj parado a las 7”. Me encantó, sentí como si lo hubiesen escrito para mi. Me llevó a hacerme la pregunta de ¿Confiar o luchar?. Ya te anticipo la respuesta: siempre confiar. El cuento habla de un reloj que un día se paró a las 7 y sigue colgado en una pared marcando las 7 desde hace mucho tiempo. Hay dos momentos mágicos del día en los que el reloj se pone en hora: cuando todos los relojes del mundo marcan las 7. Son momentos en los que el reloj se siente en completa armonía con el resto del mundo....
Sé impecable con lo que sientes. Suelta la culpa

Sé impecable con lo que sientes. Suelta la culpa

Suelta la culpa. Sé impecable con lo que dices, o lo que es lo mismo: no te sientas culpable por nada. Si te preguntas de qué te sientes culpable, seguro que, a poco que te detengas a pensarlo, te sale un listado interminable: De dejar una relación, de no ir los domingos a ver a tus padres, de no quedarte horas extras en la oficina, de no ser buena madre/padre, de comer demasiado, de ejercitar poco, de leer poco, de no dedicarle más tiempo a tus hijos…. ¡de casi todo! Te planteo una reflexión acerca de la culpa, porque es la emoción negativa más frecuente con la que nos...
Centra tu atención: sé impecable con lo que dices.

Centra tu atención: sé impecable con lo que dices.

Sé impecable con lo que dices, o lo que es lo mismo: libérate y crece con tus palabras. ¿Sabes que la lengua es el órgano más poderoso de todo el cuerpo? Tiene 17 músculos. Puede hacer múltiples cosas: con la lengua puedes enamorar, puedes convencer, puedes sanar o puedes dañar. La lengua tiene mucha fuerza porque con ella hablamos, con los demás y con nosotros mismos. Y podemos adecuarla, adaptarla y transformarla porque tiene capacidad de hacerlo. Y esto es una buena noticia porque acaba de llegar el otoño y es un buen momento para que centres tu atención en nuevos hábitos para los próximos tres meses que quedan...
Centra tu atención: sé impecable con lo que oyes.

Centra tu atención: sé impecable con lo que oyes.

Centra tu atención: Sé impecable con lo que oyes, o lo que es lo mismo: no te tomes nada personalmente. ¿A qué viene esto? Pues a que estamos en septiembre y entramos en el último cuatrimestre del año. Es momento de revisar y re-encuadrar. Y qué mejor forma de hacerlo que centrando tu atención en nuevos hábitos para los próximos cuatro meses que quedan hasta final de año y que harán tu vida más fácil. Porque acabó el verano y las vacaciones. Vuelta al cole. Literal. Ya has pasado el trago del último día de vacaciones, probablemente algo parecido a los domingos de invierno previos a los lunes laborales...
Define objetivos, olvida resultados

Define objetivos, olvida resultados

Últimamente oigo la palabra resultados por todas partes. Mucha gente parece estar buscando resultados en todo lo que hace, cueste lo que cueste. Y poca gente parece darse cuenta del coste que tiene enfocarse únicamente en los resultados. Y puedes buscar resultados al emprender tu propio negocio o un proyecto dentro de una organización, o una carrera universitaria. Pero el concepto de resultados como única ruta de esfuerzo y sufrimiento inevitable para conseguir lo que quieres está agotado. El concepto de resultados entendido como un camino de continuo crecimiento y aprendizaje en el que vas haciendo lo que realmente quieres, ha llegado. Y ha llegado para quedarse. Si el mercado laboral cambia, tu también...
Autoestima baja: cómo puedes fluir y subirla automáticamente

Autoestima baja: cómo puedes fluir y subirla automáticamente

No hace mucho un cliente vino a verme porque quería trabajar su autoestima, pues sentía que la tenía por los suelos. Analizamos las áreas más importantes de su vida, aquellas que para él son prioritarias y necesarias para encontrar el equilibrio que buscaba. Reflexionó a conciencia: sus hijos, su pareja, su trabajo, sus padres, su salud … lo valoró desde la perspectiva de donde está ahora con respecto a dónde le gustaría estar. Hizo su gráfico y estaba bastante satisfecho pero algo le faltaba.. de repente me dijo “ya se lo que me falta, ¡me había olvidado de mi!. Mi cliente llevaba varios años sin dedicarle tiempo a la fotografía,...

Pin It on Pinterest